top of page

¿Con qué carne se toma el vino tinto?


Seguramente has escuchado que la carne combina a la perfección con el vino tinto, porque se logran intensificar su sabores ofreciendo una mejor experiencia al paladar. Esta afirmación es totalmente acertada, pero entonces, surge una pregunta al respecto ¿con qué carne se toma el vino tinto? Para responderla, vamos a hacer un repaso con las diferentes opciones que existen para que puedas obtener los resultados que esperas con esta combinación.

Carne y vino tinto ¿por qué maridan tan bien?

Existen combinaciones en la gastronomía que tienen un éxito asegurado, este es el caso de la carne y el vino, una mezcla ideal para acompañar diferentes tipos de celebraciones y ocasiones. Pero, ¿por qué sucede esto? Bueno, debemos empezar por aclarar que para obtener un buen maridaje es necesario hallar la armonía entre cada uno de los componentes del menú. Esto sucede precisamente con el vino tinto y la carne, dado que los jugos y la grasa de la carne se encargan de absorber y suavizar los taninos del vino tinto. De esa manera, se consigue crear una sensación placentera y agradable para el paladar.

¿Cuál es la carne que mejor combina con vino tinto?

“La carne se acompaña con vino tinto”, es una frase que se escucha comúnmente y aunque parezca así de simple, realmente es más complejo de lo que parece. Pero entonces, de arranque podríamos decir que cualquier carne combina bien con un vino tinto, pues al suavizarse los taninos de esta bebida se podrán percibir mejor los sabores. Pero, existen aspectos que hay que tener en cuenta, como la preparación de la carne y la salsa que se va a añadir, para así poder elegir el vino indicado.

Vino para carnes: consejos para un buen maridaje

Ahora bien, ya mencionamos que cualquier carne combina con un vino tinto, pero, para tener un maridaje agradable al paladar, es necesario tener en cuenta algunos consejos. A continuación te vamos a detallar los tipos de vino tinto que deberías escoger según la carne y la salsa que esta contenga:

  • Carne de cerdo: se caracteriza por combinar bastante bien con casi cualquier vino tinto. Aunque debes tener muy presente el método de cocción y la salsa que predomina. Te recomendamos aquellos que no sean muy tánicos. En caso que agregues frutas, debes mezclar con vinos de taninos dulces, como el Carmenere, Syrah o Malbec.

  • Estofados: te recomendamos acompañar este tipo de platos con vinos tintos con mucho cuerpo, reserva o crianza.

  • Carne de ternera: la ternura de este tipo de carne debe ir acompañada con vinos tintos jóvenes y suaves, uno de los que mejor se acopla es el Pinot Noir.

  • Carne de cordero: al poseer un sabor intenso, este tipo de carne va a la perfección con cualquier tipo de vino tinto. Aunque la edad del animal determina qué tipo de vino escoger, si se trata de un cordero joven debes optar por una variedad Syrah. Mientras que si se trata de la carne de un animal adulto, deberías consumir un Cabernet Sauvignon o Carmenere, que se destacan por ser estructurados y tánicos.

  • Carne de pavo: suele combinar muy bien con vinos tintos jóvenes de cuerpo medio, en especial si la carne se encuentra horneada. Te aconsejamos variedades como el Merlot o Syrah.

  • Carne de chivo: el sabor de este tipo de carne suele ser intenso y preciso, suele variar según la edad del animal. Los vinos tintos que combinan a la perfección son aquellos maduros, que no deben ser necesariamente tánicos. Puedes probar el Malbec, Syrah o Merlot.

  • Bistec a la plancha: va muy bien con aquellos vinos tintos jóvenes, secos y de cuerpo medio como el Merlot. En caso que vayas a sazonar con pimienta debe contener más cuerpo como una variedad de Carmenere.

  • Carpaccio original: se trata de un trozo de carne cruda, cortada en láminas finas y frías, que tiene unas lonjas de queso parmesano con unas pocas gotas de limón. Combina muy bien con un vino tinto de cuerpo medio como el Merlot.



Vino para asado: disfruta de tu parrillada

Uno de los planes más agradables para disfrutar en compañía de amigos o familiares es una parrillada. Comiendo un buen pedazo de nuestras carnes favoritas junto a una deliciosa copa de vino tinto. Lo mejor de todo es que podemos disfrutar de asados de ave, cordero y ternera. Para lograr una experiencia agradable, debes tener presente que al asar las carnes tienes que conservar sus características propias, sin sazonar demasiado, solo agregando sal. Así conseguirás un punto de cocción que logre respetar su textura y sus jugos.

¿Cuál es el mejor vino para carne asada?

Al momento de acompañar carne asada con vino tinto te aconsejamos que la acompañes con Syrah, Malbec o Carmenere si se trata de carne de res a la parrilla. Mientras que la carne de ternera combina a la perfección con Merlot. En caso que sea carne de ave a la parrilla, te sugerimos los tintos ligeros como el Pinot Noir.

Vino para carnes rojas: ¿cuál elegir?

Al momento de acompañar carnes rojas te aconsejamos que optes por aquellas variedades de vinos que tengan muy marcados sus taninos. Además, que sean muy profundos e intensos. Te recomendamos el vino Syrah, en el que se puede detectar los sabores afrutados. Es una buena compañía en especial de carnes rojas como el solomillo de buey.

¿Cómo hacer carne con vino tinto?

Una de las grandes ventajas que ofrece esta deliciosa combinación, es que se pueden preparar diferentes recetas de carne con salsa de vino tinto. En Descorcha te queremos compartir una idea que puedes preparar en casa y ofrecerles una opción maravillosa a tus seres queridos. Conócela a continuación:

Receta de carne asada al vino tinto

Los ingredientes que necesitarás para preparar esta carne son los siguientes:

  • 1 vaso de vino tinto.

  • 6 cucharadas de aceite de oliva.

  • Pimienta negra molida.

  • Sal al gusto.

  • 4 zanahorias pequeñas.

  • 1 cebolla.

  • 1 kg de ternera.

Para la preparación debes atar la carne con unos hilos, así vas a lograr que cuando se cocine mantenga su forma. Coloca aceite en una sartén al fuego y espera a que esté caliente, luego dora la carne durante 10 minutos, hasta que logre tostarse sin quemarse.

Simultáneamente debes ir pelando la cebolla y cortarla en cuatro pedazos. Ahora debes lavar, pelar y cortar las zanahorias en rodajas.

Cuando ha transcurrido el tiempo correspondiente, debes bajar el fuego, añadir el vino tinto y agregar la cebolla y la zanahoria cortada. Debes esperar una hora aproximadamente, no olvides darle la vuelta a la carne cada diez minutos.

Faltando 15 minutos para acabar su cocción, debes sazonarla a tu gusto, y añadirle un poco de pimienta negra molida. Finalmente, cumplido el tiempo, retira la carne del fuego, sirve en rodajas y agrega un poco de su salsa para que tenga un mejor sabor.

¡Compra un vino tinto en Descorcha y acompaña tu carne favorita!

En Descorcha te ofrecemos los mejores vinos tintos para que acompañes tu carne favorita. A continuación te dejamos 2 recomendados:

  • Capo Nativo Cabernet Sauvignon: los Capo Nativo, caminan por nuestros viñedos protegiendo el ecosistema, la agricultura orgánica, y cuidando a las criaturas que lo habitan. Rojo rubí, nariz fresca y frutal, con aromas que recuerdan guinda. En boca se perciben taninos amables y sedosos.

  • Casillero del Diablo Reserva Syrah: Si tienes una copa de Shiraz en tus manos debes saber que estás frente a una cepa fuerte, perfecta si buscas frutas negras, con un buen cuerpo y poca astringencia. Su color rojo profundo recuerda la leyenda de su origen en Persia, sus aromas a mora madura y ciruela dan paso al cedro, chocolate y un suave aroma a tostado. Un vino musculoso, redondo. De suaves taninos y equilibrio entre la fruta y tostado de la madera.

Comments


bottom of page